miércoles, 30 de septiembre de 2020

Reseña #30: Orikel. Oliver y Aubree, Isabel Collazo González.

Oliver tiene diecisiete años y vive en una pequeña ciudad llamada Luria. Su día a día no es tan diferente del de cualquier adolescente: levantarse, discutir con Aubree, ir al instituto, volver a discutir con Aubree, regresar a casa… Y salvar la ciudad siendo Orikel, el héroe del que todo el mundo habla. Pero hasta los héroes más valientes necesitan ayuda, aunque eso signifique tener que mentir a la persona que te cura las heridas noche tras noche.

Ser compañeros es más complicado de lo que puede parecer, pero cuando confías ciegamente en alguien, eres capaz hasta de saltar al vacío sin importar las consecuencias. Es ahora cuando deberán poner a prueba esa confianza: Hestia ha regresado.

Los héroes lloran, los héroes sangran y, sobre todo, los héroes también mueren.


¡Buenos días! Hoy vengo con otra reseña de una de las lecturas conjuntas de Hela Ediciones, la semana pasada os traje la reseña de La última luna, que fue la lectura de julio y hoy toca la lectura de agosto, que como podéis leer, se trata de Orikel. Oliver y Aubree.

Oliver es un adolescente que tiene que compaginar su vida normal, con la de ser el héroe de la ciudad, Orikel, y salvar a todos por las noches. Pero todo se complicará cuando una noche aparezca Hestia y haga su labor de héroe aún más complicada. 

La premisa de esta historia me pareció espectacular, un joven que por las mañanas es estudiante y por las noches tiene que salvar a su ciudad, además, nos podremos encontrar con los típicos problemas de alguien de diecisiete años, los estudios, amistades, amor, una historia que aunque suene típica, siempre me suele gustar y no esperaba menos de esta. Aunque en un principio yo no me di cuenta, hasta que alguien lo dijo por el grupo de la lectura conjunta, la historia recuerda un poco a Ladybug.

Empezando por los personajes, principalmente vamos a poder conocer a Oliver/Orikel y a su amiga y mitad Aubree. Oliver, como ya he dicho, es el personaje de la novela, un joven normal y corriente por las mañanas y un superhéroe por las noches. El personaje en sí me ha parecido interesante, está bien construido y podremos conocerle bien a fondo, pero me ha faltado algo más para conectar del todo con él. Por otro lado, tenemos a Aubree que es una joven testadura, cabezota, con unas ideas bastante claras y con un carácter fuerte, que en un principio puede chocar un poco, pues en cierta medida, se sale un poco de los típicos roles de una chica de diecisieteaños, pero precisamente, creo que eso es lo que la hace tan especial y que se haya convertido en mi personaje favorito de esta historia. Lo único que no me ha gustado de este personaje es una de su subtramas, que únicamente servirá para entristecerla y que aunque nos muestre una parte más humana de Aubree, no creo que hiciese mucha falta, pues considero que es algo que realmente hemos podido ver en otros aspectos.

Además de ellos, nos encontraremos con Weespe, un fuego fatuo azul, que será el compañero de Orikel, quien hará que sus poderes se potencien y le ayudará en su misión de héroe. Rob y María, los padres de Aubree y Oliver respectivamente, quienes aunque aparezcan poco en la historia, tienen un papel importante con los protagonistas (obviamente son los padres). Y, por último a Hestia, la villana de esta historia, quien me ha generado mucha curiosidad y de quien espero poder saber más en el siguiente libro.

La trama, como he comentado antes, puede parecer un poco típica, pero algo que me ha gustado bastante es que la autora, ha sabido como mezclar bien los toques de acción, con otras tramas, como la amistad de Oliver y Aubree, los problemas de ambos, etc. En cuanto a la ambientación, nos vamos a encontrar en una ciudad típica, en la que la autora junta perfectamente los aspectos reales con todo lo mágico que podemos encontrar en un chico que por las noches se transforma en un  superhéroe ayudado por un fuego fatuo.

En definitiva, Orikel. Oliver y Aubree, es una historia con la que disfrutaras de principio a fin y te dejará con ganas de conocer más, porque vaya final. Si os gustan las historias de superhéroes con ciertos toques de amor, sin duda alguna, esta historia no os va a defraudar.